Primer fallo a favor de deportados climáticos



El Comité de Derechos Humanos abre la puerta a las solicitudes de asilo por cambio climático

Fecha de Publicación
: 23/01/2020
Fuente: Noticias ONU
País/Región: Internacional


Un hombre pidió asilo en Nueva Zelanda porque en su país, Kiribati, el cambio climático ha sumergido partes del territorio y ha afectado profundamente la economía. Nueva Zelanda se lo negó y lo deportó.  El migrante reportó el caso a un organismo de derechos humanos de la ONU.
Los países no pueden deportar a las personas que enfrentan condiciones inducidas por el cambio climático y que violan el derecho a la vida, declaró el Comité de Derechos Humanos de la ONU en una decisión histórica que sentará precedente.
El Comité hizo la afirmación al responder a la queja de Ioane Teitiota, cuya solicitud de asilo fue denegada en 2015 por Nueva Zelanda, y fue deportado a su país de origen, Kiribati, donde el cambio climático ha creado condiciones graves que atentan contra sus derechos.
Teitiota argumentó que el país violó su derecho a la vida al expulsarlo, ya que el aumento del nivel del mar y otros efectos climáticos han hecho que Kiribati sea inhabitable para todos sus residentes: han ocurrido disputas violentas por la tierra habitable que es cada vez más escasa; la degradación ambiental dificulta la agricultura familiar; y el suministro de agua dulce se ha contaminado de agua salada.
El Comité determinó que en el caso específico de Teitiota, los tribunales de Nueva Zelanda no violaron su derecho a la vida en el momento de los hechos, porque la evaluación exhaustiva y cuidadosa de su testimonio y otra información disponible condujo a la determinación de que, a pesar de la seriedad de la situación, en Kiribati se habían adoptado medidas de protección suficientes.
Sin embargo, dijo el experto del Comité Yuval Shany, "este fallo establece nuevos estándares que podrían facilitar el éxito de futuras solicitudes de asilo relacionadas con el cambio climático".
El Comité también aclaró que las personas que solicitan el estado de asilo no están obligadas a demostrar que enfrentarían un daño inminente si regresaran a sus países. Los expertos aseguraron que el daño inducido por el cambio climático puede ocurrir tanto a través de eventos repentinos (como tormentas e inundaciones intensas) como a través de procesos más largos (como el aumento del nivel del mar, la salinización y la degradación de la tierra). Ambos tipos de situaciones pueden llevar a las personas a cruzar las fronteras para buscar protección.
En el fallo también se destacó el papel que debe desempeñar la comunidad internacional para ayudar a los países afectados negativamente por el cambio climático.
El Comité declaró que, sin esfuerzos nacionales e internacionales sólidos, los efectos del cambio climático en los países de donde las personas emigran pueden activar las obligaciones de “no devolución” en los Estados receptores. “El riesgo de que un país entero termine sumergido bajo el agua es tan extremo, que las condiciones de vida en esa nación pueden volverse incompatibles con el derecho a la vida y la dignidad incluso antes de que ocurra”, aseguraron los expertos.
El fallo marca la primera decisión de un organismo de tratados de derechos humanos de la ONU sobre una queja de un individuo que busca protección de asilo contra los efectos del cambio climático.
.

EL particular ornitorrinco también en peligro



Ornitorrinco en peligro de extinción debido al cambio climático en Australia

Fecha de Publicación
: 23/01/2020
Fuente: Plumas Atómicas
País/Región: Australia


Las sequías en Australia sumadas a otros efectos del cambio climático, están llevando al ornitorrinco nativo a la extinción.
Un estudio elaborado por la Universidad de Nueva Gales del Sur (UNSW por sus siglas en inglés), se dedicó por primera vez a examinar los riesgos de la extinción del ornitorrinco.
De acuerdo al estudio, el problema afecta a la especie por varios factores como: el cambio climático, el incremento de largas temporadas de sequía y la limpieza de tierras.
Debido a estas condiciones, el número de ornitorrincos en el mundo ha disminuido aproximadamente a la mitad. Sin embargo, estas pérdidas son aún mayores en Australia del Sur, por la crisis de sequías tan concentrada en esa zona.
El Doctor Gilad Bino, autor principal del estudio explicó que estos peligros exponen aún más al ornitorrinco a extinciones locales tan graves sin capacidad de repoblar áreas.
Sin embargo, las sequías no son las únicas amenazas para su desaparición. También la actividad humana ha contribuido a que este animal se considere en peligro.
El profesor Richard Kingsford, director del Centro de Ciencias del Ecosistema de la UNSW y coautor del estudio, explicó que la agricultura y la pesca afecta al desarrollo de sus madrigueras.
El Doctor Bino alertó sobre las medidas a tomar para evitar la extinción del ornitorrinco:
“Hay una necesidad urgente de implementar esfuerzos nacionales de conservación para este mamífero único y otras especies, incrementando el monitoreo, dando seguimiento a las tendencias, eliminando amenazas y protegiendo el manejo de hábitats de agua dulce”, explicó el Doctor Bino. (Vía: UNSW Sydney Newsroom)
Las sequías son una de las causas de la catástrofe de incendios en Australia, que a su paso han puesto en peligro a 272 especies de plantas, 16 mamíferos, 14 ranas, 9 aves, 7 reptiles, 4 insectos, 4 peces y una araña,
.

Bosnia sufre una crónica contaminación



Bosnia se asfixia por la contaminación

Fecha de Publicación
: 23/01/2020
Fuente: Agencia EFE
País/Región: Bosnia


Las colas para usar el funicular al monte Trebevic, en Sarajevo, son estos días más largas de lo normal. Miles de personas lo usan para escapar de la crónica contaminación que afecta a la ciudad y que durante este invierno ha tenido picos como la capital con peor calidad de aire del mundo.
Al salir del ascensor, a 1.150 metros, los sarajevitas pueden finalmente respirar aire limpio. A su pies, Sarajevo aparece sumergida en una densa nube, mezcla de niebla y polución.
Peor que en Nueva Delhi
Los pasados días 11 y 12, Sarajevo fue la ciudad con la peor calidad del aire del mundo, según los datos de la página web suiza AirVisual, con valores de 480 y 426 en el índice que mide parámetros como las partículas en suspensión, el dióxido de nitrógeno, el ozono, o el dióxido de azufre.
Sarajevo batió así los valores de ciudades como Nueva Delhi o Shangai, ejemplos de mala calidad del aire.
En la escala de calidad de aire (AQI), valores por encima de 100 son ya considerados peligrosos para niños, ancianos y personas con problemas respiratorios o cardíacos.
Por encima de 300, la situación se considera peligrosa para la población general y merecedora de medidas de emergencia, según esa escala utilizada por las autoridades de muchos países.
En Sarajevo es difícil encontrar estos días mascarillas en las farmacias, por la alta demanda.

Carbón y vehículos viejos
La mala calidad del aire en Sarajevo, aunque acentuada este invierno, no es nueva. Su ubicación en un valle provoca que, cuando la temperatura del aire es más altas en los montes que en la ciudad, el aire deje de circular y se concentre el esmog, mezcla de niebla y contaminación.
Además, decenas de miles de sarajevitas siguen usando carbón en sus casas, más barato que el gas pero también más contaminante.
A eso se une que la edad media de los vehículos en Bosnia es de 15,5 años y que en la región de Sarajevo aproximadamente el 63 % de los vehículos corresponden a la norma Euro3 de gases contaminantes, aprobada en el año 2000, y cuyo límite de emisión de partículas es once veces más alto que la actual Euro6.
La mala calidad del aire debido a la contaminación no sólo está afectando a Sarajevo, sino también a otras ciudades de Bosnia y de otros países de la región, como Serbia, Kosovo y Macedonia del Norte.
Las causas, aparte de factores meteorológicos como la acumulación de niebla, tienen también que ver con el uso del carbón.
En Serbia, las centrales térmicas de carbón producen el 70 por ciento de la electricidad que consume el país, y el 60 por ciento de las viviendas aún usan carbón o la leña para la calefacción.

Más cáncer de pulmón
En Tuzla, en el noroeste de Bosnia, los niveles de contaminación del aire son, a veces, 14 veces mayores de los normales, explicó recientemente el pulmonólogo Suad Dedic, quien advirtió de que ese es el motivo del alarmante aumento de las enfermedades de pulmón.
“Se trata de las consecuencias de la polución sobre el sistema respiratorio, donde los más afectados son los niños hasta los seis años de edad, personas mayores de 60 y enfermos crónicos”, explicó Dedic en una rueda de prensa
Han aumentado los casos de cáncer de pulmón, asma, neumonía y enfermedad pulmonar obstructiva crónica.  Unas 200 personas con mascarillas protestaron la semana pasada en Tuzla bajo el lema “Queremos respirar a todo pulmón”, para demandar que las autoridades adopten medidas contra la creciente polución.
“Las cosas van de mal en peor. No puedo imaginar qué pasará el año que viene, ya que tenemos un aumento constante de la contaminación. Los que adoptan decisiones, deben espabilarse”, declaró Nurka Pranjic, coordinadora para Bosnia en la Organización Mundial de la Salud, en ese encuentro con los medios junto a Dedic.

Centrales termoeléctricas
Los ciudadanos temen que las cosas empeoren si las autoridades ejecutan el proyecto de construir una nueva central termoeléctrica de carbón en Tuzla, con financiación china. Las estadísticas dicen que los vecinos de Tuzla viven de media tres años menos que en el resto de Bosnia.
En Tuzla, donde una planta de carbón lleva cinco décadas funcionando, la concentración media anual de partículas en suspensión es casi tres veces mayor que la media europea, según la Organización Mundial de la Salud (OMS).
“Tres centrales térmicas de Bosnia y Herzegovina deben dejar de funcionar en 2021 y 2023. Entre los diez mayores contaminadores de Europa se encuentran las centrales térmicas de Bosnia”, denunció el pasado martes ante el Parlamento bosnio Janez Kopac, director de Energy Community.
Esa organización, que busca crear un mercado energético integrado en Europa, recordó que en los Balcanes occidentales hay 16 centrales termoeléctricas sin filtros apropiados, que producen más dióxido de azufre y óxido de nitrógeno que las otras 250 centrales de Europa en conjunto, y causan la muerte de unas 3.000 personas al año.
De momento, las autoridades bosnias no han reaccionado ante la crisis de este invierno, más allá de recomendar a la población que no salga a la calle, use el transporte público y no queme sustancias contaminantes.
Mientras, como cada invierno, los sarajevitas miran al cielo, con la esperanza de que sople el viento y arrastre la nube de polución.
.

Centenares de especies amenazadas en Australia



Incendios en Australia amenazan a 327 especies de animales y plantas

Fecha de Publicación
: 22/01/2020
Fuente: Agencia DW
País/Región: Internacional


Los devastadores incendios forestales que arden en Australia desde septiembre ponen en peligro el futuro de al menos 327 especies protegidas de animales y plantas al arrasar hasta un 80 por ciento de sus hábitats.
Así lo informó este lunes (20.01.2020) el gobierno australiano. Los fuegos en Australia, país con una flora y fauna única en el mundo, han puesto en peligro a 272 especies de plantas, 16 mamíferos, 14 ranas, 9 aves, 7 reptiles, 4 insectos, 4 peces y una araña, de acuerdo a un documento emitido por el Ministerio australiano del Medioambiente.
Asimismo, el Ministerio indicó que 31 especies de las 327 han sido clasificadas bajo las leyes como "en peligro crítico", otras 110 como "en peligro" y 186 como "vulnerable".
Además, también han impactado a cuatro especies de aves migratorias que no han sido clasificadas como en peligro, de acuerdo a este estudio preliminar que abarca desde el 1 de agosto de 2019 hasta el 13 de enero de 2020.Los fuegos, que han arrasado con una superficie de más de 80.000 kilómetros cuadrados (que es más grande que la que ocupa Irlanda) y se han cobrado la vida de 29 personas, afectan a más del 80 por ciento de las áreas donde se distribuyen algunas de las especies.
"El estatus de algunas de estas especies tendrán que ser revisadas por el Comité Científico de Especies Amenazadas una vez que se entienda mejor el impacto", señala el Ministerio en su portal.
Australia acoge a una gran variedad de animales únicos en su territorio continental, con unas 300 especies nativas incluidos marsupiales como los canguros y los koalas, monotremas como los ornitorrincos y los equidnas, y los placentarios como los dingos.
De estas, unas 244 especies o el 81 por ciento por ciento se encuentran solo en Australia.
Estos datos oficiales se revelan semanas después de que un grupo de científicos de la Universidad de Sídney calcularan que los incendios forestales habrían afectado a más de mil millones de animales, entre ellos a una gran cantidad de koalas, que están en peligro de extinción en la costa este de Australia.
En el país arden casi un centenar de incendios en el este y sur de Australia, los cuales se agravaron en Nochevieja, y aunque desde el fin de semana se han producido lluvias torrenciales e inundaciones, incluso tormentas de arena y granizo en algunas zonas, estas condiciones meteorológicas no son suficientes para apagar las llamas.
La temporada de incendios forestales, una de las más graves y largas en Australia, pueden extenderse hasta marzo, cuando acabe el verano austral.
.

Las bolsas de plástico en la mira del Estado chino

China prohibirá este año las bolsas de plástico en las principales ciudades

Fecha de Publicación
: 22/01/2020
Fuente: Agencia DW
País/Región: China


Las autoridades chinas han aprobado un plan para reducir los plásticos de un solo uso que contempla, por ejemplo, la prohibición del empleo de bolsas no biodegradables en las ciudades más pobladas.
Según el documento, publicado ayer por la Comisión Nacional de Reforma y Desarrollo (CNRD, principal órgano de planificación económica en China) y por el Ministerio de Ecología y Medio Ambiente, antes de que acabe 2022 esta prohibición deberá aplicarse también en "todas las zonas urbanas por encima del nivel de prefectura y en las comunidades costeras bien desarrolladas".
Asimismo, los planes de Pekín pasan por impedir este año también la producción y venta de cubiertos desechables de espuma plástica (por ejemplo, vasos de poliespán o pajitas de plástico) o de bastoncillos para los oídos.
Las autoridades esperan reducir en un 30 por ciento la intensidad de uso de cubiertos desechables de plástico hacia 2025.
Los hoteles de más altas categorías también deberán dejar de "ofrecer activamente" productos de plástico de un solo uso antes de que acabe 2022 -aunque podrán venderlos o, por ejemplo, dar la posibilidad de rellenar los botes vacíos-, medida que se extenderá a todos los alojamientos en 2025.
Pekín también apuntó a los servicios postales, uno de los sectores donde más se nota el abuso de los envoltorios, y en las principales provincias del país estas compañías no podrán utilizar paquetes de plástico no biodegradable ni bolsas desechables de tejido plástico a partir de 2022.
Tres años después, este interdicto se extenderá a todas las empresas del sector de la paquetería del país.
Entre otras medidas para tratar de reducir el problema que supone el abuso de los plásticos desechables, la CNRD y el ministerio destacan la prohibición de producir y vender bolsas de la compra de grosor inferior a 0,025 milímetros o el fin de las importaciones de basura plástica de otros países.
Según datos de la ONU, en China se desechan más de 31 toneladas de plástico cada día, de las que el 74 % no se gestionan correctamente: entre los 10 ríos que llevan más del 90 % del plástico que acaba en los océanos, seis discurren parcial o totalmente a través del gigante asiático.
.

Aumentaran la vigilancia de las selvas colombianas



Colombia aumentará control para frenar deforestación

Fecha de Publicación
: 22/01/2020
Fuente: El País (Bolivia)
País/Región: Colombia


Colombia aumentará la vigilancia de sus selvas y bosques para combatir la deforestación y proteger a las especies de fauna y flora que habitan en esas áreas, dijo el jueves el ministro de Ambiente y Desarrollo Sostenible, Ricardo Lozano.
El país sudamericano que tiene en su territorio montañas glaciares, la parte norte de la selva amazónica y una cantidad enorme de otros ecosistemas, es uno de los llamados países mega diversos del mundo, según las Naciones Unidas.
El gobierno colombiano busca mejorar los controles ambientales, incluido el Pacto Leticia contra la deforestación del año pasado, pese a que firmó nuevos contratos para exploración de petróleo y gas como parte de una estrategia para aumentar sus reservas de energía.
“Vamos a incrementar el monitoreo, el control y no solamente a nivel de la herramienta de satélites sino también presencia en nuestros territorios”, dijo en una entrevista con Reuters Lozano.
Los parques nacionales del país generalmente no están vigilados por guardabosques y dependen de las comunidades indígenas y de unidades militares para su protección.
Lozano aseguró que vigilar los cambios en los ecosistemas es clave para proteger la biodiversidad y que no es posible hacer una distinción entre los animales y el lugar donde viven cuando se trata de esfuerzos de conservación.
“Cuando tú cambias el hábitat por supuesto las especies empiezan a ser más amenazadas, empiezan a tener una mayor vulnerabilidad, entonces comenzamos el ejercicio de lucha contra la deforestación, monitoreo de los bosques en el país”, afirmó Lozano.
Los esfuerzos para prevenir la deforestación incluirían mayores multas para los involucrados en la tala ilegal y la minería, así como otras actividades, sostuvo el ministro.
Lozano no especificó cuánto aumentarían las multas, pero el Gobierno sancionó recientemente a un maderero ilegal con cerca de 400.000 dólares por talar árboles en unas 566 hectáreas en una zona selvática del departamento del Guaviare, en el sur del país.
El ministro afirmó que los países de todo el mundo deben trabajar junto con las comunidades indígenas para rastrear la condición de las especies vulnerables a fin de proteger mejor la biodiversidad en el futuro.
.

La protección de la biodiversidad en AL camino a la COP15



América Latina, unida para conservar la biodiversidad

Fecha de Publicación
: 21/01/2020
Fuente: Agencia DW
País/Región: América Latina


El Convenio sobre la Diversidad Biológica (CDB) de la ONU pretende proteger el 30% del planeta en 2030. En América Latina, una de las regiones más biodiversas del planeta, se aúnan esfuerzos para lograr esta meta.
Con el objetivo de detener y revertir el declive de las especies, el Convenio sobre la Diversidad Biológica (CDB) de las Naciones Unidas propuso esta semana conservaral menos el 30% de la tierra y el mar para 2030. La iniciativa se recoge en el borrador del Marco Global de Biodiversidad Post-2020 llamado Zero Draft.
Se trata del documento para un marco de biodiversidad global para la próxima década que dará continuidad al Plan Estratégico para la Diversidad Biológica 2011-2020, adoptado en 2010. En él, los países se comprometieron a proteger la biodiversidad a través de una veintena 20 metas globales, denominadas Metas de Aichi.
El texto final se presentará en la 15ª reunión de la Conferencia de las Partes (COP15) en octubre en Kunming, (China). No obstante, en la última cumbre, en noviembre de 2018, se lanzó la Alianza Latinoamericana para Fortalecer Áreas Protegidas (ALFA 2020) cuyo objetivo es impulsar el cumplimiento de la denominada Meta 11 de Aichi, que propone tener conservadas el 17 % de las zonas terrestres y aguas continentales, y el 10 % de las zonas marinas para 2020.
"Es un esfuerzo que pretende liderar la definición de metas de conservación a nivel global”, dijo a DW Bernal Herrera-Fernández, Miembro del Comité Director, de la Comisión Mundial para el Manejo de Ecosistemas de la UICN.
La acción de la región, que alberga a seis de los diez países más biodiversos del mundo, es fundamental para alcanzar esta meta. No obstante, según el informe 'Progreso de cumplimiento de la Meta 11 de Aichi en los países de la Redparques', la región cuenta con un 22% del área terrestre y de agua dulce conservada en áreas protegidas. De los 21 países evaluados, 16 han superado la meta de conservación del 17 % del área terrestre y de agua dulce preservada a través de áreas protegidas.
Para Herrera-Fernández se tratan de unos resultados "conservadores” ya que "esto significa que algunos países han superado esta meta y otros no lo han logrado”. En este sentido, "Colombia y Perú están próximos a cumplir la meta”, agregó a DW Luis Castillo, investigador del Instituto Humboldt de Colombia. "Los demás países que nosotros estudiamos (Ecuador, Venezuela y Bolivia) ya superaron la meta”, agregó.

¿Vaso medio lleno o medio vacío?
Según los datos del informe, el 8,5% de las zonas marinas y costeras están protegidas. "Los esfuerzos de conservación se han enfocado principalmente en el área terrestre. Si se compara con lo terrestre, el conocimiento que tenemos sobre la biodiversidad marina y su distribución es limitado. También hay que agregar que los costos de conservación son comparativamente mayores”, argumentó Herrera-Fernández.
No obstante, la Meta 11 de Aichi, que ahora plantea ampliarse al 30% en 2030, también contempla otros aspectos. "Incluye criterios de representatividad de ecosistemas, conectividad y bien manejados”, recordó el investigador colombiano.
"Evaluamos la cobertura, conectividad y representatividad para estos 5 países y encontramos que ninguno llega a cumplir la meta para estos tres criterios en conjunto, y de hecho se encuentran lejos de hacerlo”, lamentó.
Así apuntó que solo Ecuador supera la meta, con un 23.8%, en cuanto a conectividad de las áreas protegidas se refiere. "Los demás países no cumplen la meta, siendo Colombia el que más lejos está con un 5,4%”, subrayó.
Por otro lado, otro de los objetivos es que las áreas protegidas sean gobernadas de forma equitativa. "Esta falta de capacidad por lo tanto se refleja en muchos impactos en las áreas protegidas, como la deforestación y la cacería ilegal, entre otras", subrayó  Herrera-Fernández.

¿Abrir opciones al sector privado y las comunidades?
Según el experto costarricense, que recordó que en la región existen diversos modelos de gobernanza, confió que durante la COP15 se discuta sobre la figura de 'otras medidas de conservación basadas en área' (OMEC) para que "sean consideradas como soluciones innovadoras que contribuyen con la conservación de los ecosistemas y su biodiversidad”. Así apuntó a "los corredores ecológicos o áreas de conservación privada, que hoy no son formalmente áreas protegidas, pero que contribuyen a las metas de conservación”.
El investigador colombiano concuerda con ello. "De nuestro estudio concluimos que, si se quieren cumplir las metas de conectividad y representatividad, es imprescindible promover, establecer y reportar las áreas protegidas subnacionales y las OMEC”, aseguró. "En Colombia se está discutiendo la posibilidad de promocionar las áreas de conservación empresarial como una forma de involucrar al sector privado en la conservación de la biodiversidad”, destacó.
En el caso de Costa Rica, "existe un Programa Nacional de Corredores Biológicos donde los pagos por servicios ecosistémicos se priorizan a aquellos propietarios de bosque que se encuentran dentro de corredores biológicos. Estas acciones pueden ser ejemplo de cómo se puede abordar la conservación voluntaria, a través de comunidades”, subrayó el experto costarricense.
.

Advierten que las metas de París son inalcanzables

Nuevos modelos climáticos sugieren que las metas de París son inalcanzables

Fecha de Publicación
: 21/01/2020
Fuente: InfoBae (Argentina)
País/Región: Internacional


Los efectos del dióxido de carbono sobre el clima son más potentes de lo que se creía, lo que reduce la posibilidad de alcanzar los objetivos del Acuerdo de París para limitar el calentamiento, según nuevos modelos comentados por científicos a la AFP.
Elaborados por instituciones de media docena de países como Estados Unidos, Francia y Gran Bretaña, estos modelos alimentarán las nuevas proyecciones del Grupo Intergubernamental de Expertos sobre Cambio Climático de la ONU (IPCC), previstas en 2021.
Según estos trabajos, las emisiones de CO2 hasta ahora asociadas a un calentamiento de 3 ºC podrían en realidad hacer subir el mercurio de 4 y hasta 5 ºC.
"Hoy contamos con mejores modelos que representan con más precisión las tendencias climáticas", subraya Olivier Boucher, director del Instituto francés Pierre Simon Laplaceque.
Como todos los investigadores, ahora dispone de más datos y de métodos de cálculo más potentes, respecto a las últimas proyecciones del IPCC, en 2013.
Estos anticipan que "será más difícil alcanzar los objetivos de París", subraya Mark Zelinka, del Laboratorio Nacional Lawrence Livermore de California, y autor principal de la primera evaluación de esta nueva generación de modelos climáticos, publicada en la revista Geophysical Research Letters.
En 2015, la comunidad internacional acordó en la capital francesa actuar para limitar el calentamiento global a menos de +2 ºC e idealmente a +1,5 ºC.
Desde hace más de un siglo, los científicos buscan respuestas a una pregunta aparentemente simple: si se duplica la cantidad de CO2 en la atmósfera, ¿cuánto se calentará la superficie terrestre?
Pero definir exactamente esta "sensibilidad climática" es difícil, debido sobre todo al peso de muchas variables, como la influencia de los océanos y los bosques y su papel como "pozos de carbono", al captar actualmente más de la mitad de las emisiones humanas.

La incógnita de las nubes
Otra gran incertidumbre tiene que ver con "la evolución de las nubes en un clima más cálido y saber si tendrán un efecto atenuante o amplificador" del fenómeno climático, explica Joeri Rogelj, del Imperial College de Londres.
Rogelj es el jefe de fila del IPCC sobre el "carbon budget", esto es, la cantidad de gases de efecto invernadero que puede emitirse sin superar una determinada subida de la temperatura.
Estos modelos apuntan al menos a dos maneras sobre cómo las nubes podrían reforzar el impacto del CO2.
Primeramente las nubes de altitud en la capa baja de la atmósfera terrestre refuerzan las radiaciones solares, una dinámica acentuada por el calentamiento, según Zelinka.
"Otra gran incógnita era cómo las nubes de baja altitud iban a cambiar, como los estratocómulos", afirma el investigador. Las últimas investigaciones indican que el calentamiento reduce esta cobertura nubosa reduciendo por lo tanto su papel reflectante de los rayos solares.
Durante la mayor parte de los últimos 10.000 años, la concentración de CO2 en la atmósfera ha sido de unas 280 partes por millón (ppm).
Pero durante este periodo la población mundial pasó de unos pocos millones a 7.600 millones de personas y las emisiones de CO2 registraron desde el siglo XIX un crecimiento exponencial, debido a la revolución industrial y a las energías fósiles (petróleo, gas y sobre todo, carbón).
Resultado: la concentración de CO2 es actualmente de 412 ppm, es decir, un aumento del 45%, la mitad de esta en los últimos 30 años.
El mundo se calentó a su vez un grado respecto a la era preindustrial, lo que ya ha provocado un recrudecimiento de los fenómenos extremos como canículas, sequías, inundaciones y ciclones.

Cuatro escenarios
Premio Nobel de Química en 1903, el sueco Svante Arrhenius estimó que si se duplicaban las concentraciones de CO2, el calentamiento sería de 5 o 6 ºC, antes de reducir su previsión a 4 ºC.
Y desde los años 1970, el consenso científico evaluó la "sensibilidad climática" a 3 ºC, con una diferencia posible de 1,5 ºC, para unas 560 ppm de CO2.
El IPCC elaboró cuatro posibles escenarios: el más ambicioso cumple el objetivo del Acuerdo de París de contener el calentamiento por debajo de 2 ºC, pero para ello sería necesario reducir de forma inmediata las emisiones de CO2 de un 10% anual.
El más pesimista vaticina que algunas regiones serán completamente inhabitables a finales de siglo.
La mayoría de expertos considera ya que el primero es inalcanzable y el último poco probable, salvo si el planeta empezara a liberar masivamente el carbono almacenado, por ejemplo, si se fundieran las tierras habitualmente congeladas por el permafrost.
Los otros dos escenarios intermedios, bautizados RCP4.5 y RCP6.0, conducen a una concentración respectiva de 538 ppm de CO2 y de 670 ppm.
Entre estos nuevos modelos, "tenemos 12 o 13 que muestran una sensibilidad climática no de 3 sino de 5 o 6 ºC con el doble de CO2. No son excepciones, lo cual es preocupante", explica Johan Rockstrom, director del Institute for Climate Impact Research (PIK) de Potsdam.
Así, los modelos francés, del departamento estadounidense de Energía, del servicio meteorológico británico y de Canadá, prevén una sensibilidad climática de 4,9, 5,3, 5,5 y 5,6 ºC, respectivamente, según Zelinka.
De los 27 modelos examinados en su estudio, estos son además los que mejor reflejan las evoluciones de los últimos 75 años, lo que refuerza su credibilidad. "Hay que tomarlos en serio", subraya.
Otros, que también serán considerados por el IPCC, son menos pesimistas, si bien la mayoría supera las previsiones actuales de calentamiento.
"El jurado todavía no ha pronunciado su veredicto", resume Rockstrom. Pero "desde hace más de 30 años, la sensibilidad climática estaba evaluada entre 1,5 y 4,5 ºC. Si pasa a entre 3 y 7 ºC, será extremadamente peligroso".
.

El cambio climático devora dos islas en Indonesia



El aumento del nivel del mar a causa del cambio climático se traga dos pequeñas islas de Indonesia

Fecha de Publicación
: 21/01/2020
Fuente: iagua.es
País/Región: Indonesia


El Foro de Indonesia para el Medio Ambiente ha revelado este martes que dos pequeñas islas en el sur de Sumatra han desaparecido como resultado del aumento del nivel del mar a causa del cambio climático.
Las islas, que estaban deshabitadas, pertenecían a la administración de la provincia de Banyuasin, en el sur de Sumatra.
La isla Gundul está sumergida a tres metros bajo el nivel del mar, mientras que la otra, Betet, parte del Parque Nacional Berbak-Sembilang, a tan sólo un metro.
Este parque nacional ha sido declarado reserva mundial de la biosfera en 2018 por parte de la UNESCO, pues cuenta con extensas áreas de manglares y una gran variedad de flora y fauna, incluidos el tigre de Sumatra y el martín pescador.
Las autoridades medioambientales de Indonesia han alertado de que otras cuatro islas pueden correr la misma suerte si no se toman medidas para abordar el constante aumento de los niveles de los océanos.
El director ejecutivo del Foro de Indonesia para el Medio Ambiente, Hairul Sobri, ha explicado que actualmente existen 23 pequeñas islas ubicadas frente a la costa oriental de la provincia afectada de Banyuasin, estando algunas de ellas habitadas.
De acuerdo con Sobri, el sur de Sumatra es más vulnerable al efecto del calentamiento global pues su población ha dependido en gran medida del carbón, el petróleo y el gas natural, lo que ha contribuido a que se produzcan mayores emisiones de gases de efecto invernadero, tal y como ha apuntado el diario local 'The Jakarta Post'.
Sin embargo, no sólo esta región se ve amenazada, sino también todas aquellas zonas costeras bajas del archipiélago, conformado por unas 17.500 islas, en donde viven parte de las más de 264 millones de personas que actualmente habitan Indonesia.
Sobri ha alertado de que la dependencia de los fertilizantes químicos en el sector agrícola y la excesiva extracción de agua subterránea son otros de los factores que han colaborado en el hundimiento de la tierra de estas islas.
.

Ya llega a 85 mil denuncias contra Bayer en EEUU



Bayer ya enfrenta 85 mil denuncias por el uso de glifosato en EEUU

Fecha de Publicación
: 20/01/2020
Fuente: Ambito (Argentina)
País/Región: Estados Unidos


Las demandas contra Bayer en Estados Unidos ya son más de 80.000 o incluso más, según el mediador judicial, Ken Feinberg. Como antecedente, el monto de denuncias en octubre pasado alcanzó las 42.700.
La ola de demandas judiciales a las que se ve enfrentado el gigante químico-farmacéutico alemán Bayer en Estados Unidos a causa de los posibles riesgos cancerígenos de herbicidas con glifosato como principio activo, volvió a aumentar de manera drástica, según informó un mediador judicial.
Ken Feinberg, mediador entre las partes en conflicto, señaló que el número de demandas se elevó ahora a entre 75.000 y 85.000 o incluso más, en declaraciones efectuadas al servicio financiero Bloomberg.
La última vez que Bayer oficializó datos sobre esas cifras fue en octubre pasado, que con aproximadamente 42.700 ascendió a más del doble que en julio de 2019.
La compañía alemana contradijo los últimos datos brindados por Feinberg e indicó que si bien el número de demandas aumentó, este se encuentra "muy por debajo de 50.000".
Feinberg, que fue nombrado como conciliador en junio, consideró posible llegar a un acuerdo a corto plazo y se mostró "cautelosamente optimista" en relación a la posibilidad de alcanzar un arreglo en el plazo de un mes aunque no quiso hacer comentarios acerca de las condiciones de un posible acuerdo.
Cabe recordar que en 2018 Bayer asumió inmensos riesgos legales con la compra de Monsanto, por más de 60 mil millones de dólares y ya perdió tres procesos en Estados Unidos.
.

Los incendios de Australia con impacto global



Los incendios de Australia agravarán el cambio climático

Fecha de Publicación
: 20/01/2020
Fuente: La Vanguardia (España)
País/Región: Australia


Los millones de toneladas de CO2 que han inyectado en la atmósfera pueden empeorar el calentamiento global
 Australia arde y lo hace siempre, desde hace millones de años. Junto a zonas de África y América Latina, es una de las regiones que más quema de forma natural del planeta, lo que resulta básico para mantener la biodiversidad y regenerar la naturaleza. Sin embargo, los devastadores incendios que arrasan el país austral desde hace meses y que amenazan con seguir haciéndolo al menos durante enero y febrero son muy distintos. Alimentados y exacerbados por el cambio climático, tienen tal magnitud que los expertos alertan que impactarán sobre el clima del planeta.
“Son un nuevo tipo de incendios, con un comportamiento extremo muy complejo y distinto y al estábamos acostumbrados a ver”, asegura desde Sídney Jordi Vendrell, responsable del área de I+D de la Fundación Pau Costa, que investiga la ecología del fuego. “Son megaincendios ”, añade en referencia a un concepto acuñado por el inspector de Bombers, Marc Castellnou, una de las voces más acreditadas en este ámbito, que se refiere a los nuevos fuegos propiciados por la crisis climática, caracterizados por su enorme intensidad y altísima velocidad de propagación, y las vastas extensiones de terreno que afectan.
“Australia era una bomba a punto de estallar. Durante todo 2019 tuvo las temperaturas más altas jamás registradas que se sumaron a una sequía extrema”, explica desde Tasmania Pep Canadell, director ejecutivo de Global Carbon Project, un consorcio mundial en el que participan las grandes instituciones científicas, entre ellas la NASA, para estudiar el impacto de la actividad humana en el cambio climático.

A esas condiciones extremas, además, ha contribuido que, desde hace meses, como apunta el climatólogo y catedrático de geografía física de la Universitat de Barcelona, Javier Martín Vide, hay anomalías en la circulación de la temperatura tanto del océano como de la atmósfera en el Índico. “Se denomina ‘El Niño del Índico’ y da aguas cálidas en las costas de África Oriental, que fomentan lluvias, y frías en Australia, que estabilizan el aire, más frío y denso, lo que da menos precipitaciones y vientos terrales muy secos”.

400 millones de toneladas de CO2
La mayoría de la vegetación que quema son eucaliptus, aunque las llamas, algunas de las cuales alcanzan los 70 metros de altura, de los miles de incendios que están activos de forma simultánea también están devastando dehesas, parajes con arbustos y matorrales, e incluso partes de selva subtropical en la zona de Queensland.
Por el momento, se estima que ya se han vertido a la atmósfera 400 millones de toneladas de CO2, el equivalente a todo el carbono emitido por la actividad industrial del Reino Unido, como apuntaba The Guardian, en un año. Ese dióxido de carbono, que es el gas con mayor impacto en el calentamiento global, en pocos años se habrá mezclado dentro de la atmósfera y contribuirá, a su vez, a alimentar el cambio climático, que seguirá propiciando estos megafuegos. El pez que se muerde la cola.
Hasta ahora, se había considerado que los incendios forestales tenían una huella de carbono neutral, ya que los ecosistemas, al regenerarse, absorbían ese CO2 de nuevo y limpiaban la atmósfera. “Si los bosques rebrotan en menos de 10 años, el tiempo que necesita la atmósfera para incorporar las emisiones en el clima, entonces serán un proceso neutral de carbono”, apunta Guillermo Rein, profesor de ciencias del fuego en el Imperial College de Londres. “Si tardan más o no se regeneran por completo, el clima quedará afectado”, incide.
“Estos fuegos afectan a ecosistemas con bosques que necesitan 100 o 200 años para crecer y que ya quemaron hace 15 años -advierte Canadell-. Cuando el clima no es estable, no tiene sentido hablar de neutralidad del carbono. No tenemos tiempo de esperar 150 años a que estos bosques se recuperen y limpien la atmósfera. La crisis climática es ahora”.
Según estimaciones del Globan Carbon Project, de una tonelada de CO2 que se inyecta hoy en la atmósfera terrestre, dentro de 100 años aún habrá 330kg y en 1000 años, 100 kg.

Generan un clima propio
Otra de las características singulares de estos megaincendios es que, como ocurre con los volcanes, están llegando a inyectar humo y partículas en la estratosfera, una capa de la atmósfera que se extiende a entre 11 y 50 km de la superficie de la Tierra. Por lo general, la polución generada por la actividad humana no suele llegar hasta allí y los científicos barajan que tal vez la explicación sean las nubes de tormenta que genera el propio incendio, llamadas pirocúmulos.
“La temperatura es tan elevada que se forman columnas de calor muy altas que suben a la estratosfera, donde crean columnas de gas y propician dinámicas de tormentas de fuego”, explica Juli G. Pausas, experto en incendios e investigador del CSIC en el Centro de Investigaciones sobre la Desertización (CIDE).
“Este, tipo de nube solo se ha visto en estos megaincendios. Generan corrientes de aire muy fuertes, vientos inesperados, incluso rayos que pueden provocar nuevas igniciones. Por eso estos incendios son tan excepcionales e intensos, y difíciles de atacar”, destaca Andrea Duane, del Centre de Recerca Ecològica i Aplicacions Forestals (CREAF) y del Centre Tecnològic Forestal de Catalunya (CTFC).
Estos pirocúmulos, además, en Australia se están generando de forma muy reiterada y simultánea, como nunca se había observado. “Son un verdadero reto para la ciencia porque no se entienden. Solo se generan cuando el fuego consigue mucha intensidad y eso pasa cuando la vegetación está muy seca y estresada. El cambio climático puede inducir esta situación. También atmósferas muy inestables, que también suelen propiciar los pirocúmulos”, añade esta investigadora.
La inyección de CO2 a la atmósfera no es el único efecto sobre el clima global. Los megaincendios australianos también están levantando enormes columnas de carbonilla y de humo que están circulando por el globo y algunos expertos apuntan que, de depositarse sobre glaciares o la Antártida, podrían cambiar el albedo, la cantidad de radiación solar que absorben, y propiciar un aumento del deshielo.
“La emergencia climática es una cuestión global. La molécula de CO2 que ha salido de aquí [Australia] en menos de un año estará sobre España. Y la radiación y el exceso de efecto invernadero será igual en ambos países”, destaca Canadell.

El Mediterráneo, vulnerable a los megaincendios
Los megaincendios de Australia son un ejemplo de lo que podría suceder en el Mediterráneo, apuntan los expertos consultados por La Vanguardia. Es una de las zonas más vulnerables del planeta, con un clima y unos ecosistemas similares a los australianos.
En este sentido, Martín Vide recuerda que Castellnou, del GRAF de Bombers, vaticina que dentro de 20 o 30 años se producirá un megaincendio en el prepirineo español, desde Navarra hasta Catalunya.
“La temperatura será superior a la actual, tendremos menos precipitaciones y una gran masa forestal continua, que estará estresada y que será fácilmente pasto de las llamas”, explica.
“No podremos evitar este tipo de incendios del cambio climático, pero sí podemos aprender de Australia a mitigarlos mejor. Y la prevención es clave”, considera Vendrell, de la Fundación Pau Costa. “Debemos hacer todo lo posible para que los incendios quemen de la forma menos perjudicial para los ecosistemas y que los cuerpos de extinción tengan oportunidades de apagarlos”, añade.
.

Piden mayor compromison para la biodiversidad en la UE



El Parlamento Europeo pide objetivos vinculantes para salvar la biodiversidad

Fecha de Publicación
: 20/01/2020
Fuente: Hoy (España)
País/Región: Unión Europea


Al menos un 10% del presupuesto a largo plazo de la UE debería impulsar la biodiversidad y un 30% del territorio tendría que ser áreas naturales
El Parlamento Europeo ha aprobado este jueves una resolución en la que define su postura de cara a la Conferencia de las Partes (COP15) en el Convenio sobre la Diversidad Biológica, que se celebrará del 19 de octubre al *1 de noviembre de 2020 en Kunming (China)*. La resolución determina que, con el fin de detener el curso actual de la pérdida de biodiversidad, la conferencia necesita establecer metas legalmente vinculantes, así como plazos, indicadores de evolución e informes de los mecanismos basados en estándares comunes.
La Convención sobre Biodiversidad de Naciones Unidas entró en vigor el 29 de diciembre de 1993. Se espera que la COP15, a la que asistirá una delegación del Parlamento Europeo, adopte un marco de trabajo en materia de biodiversidad posterior a 2020 que configure la trayectoria de la biodiversidad mundial de los próximos 10 años en adelante.

La UE debe ser líder
Los eurodiputados quieren que la próxima estrategia de la UE sobre biodiversidad para 2030 garantice que la UE liderará el camino a seguir a través de las siguientes medidas:
*1.* Garantizar que las áreas naturales conformarán al menos un 30% del territorio de la UE
*2. *Restaurar ecosistemas degradados para 2030 
*3. *Asignar un mínimo del 10% del presupuesto a largo plazo 2021-2027 destinado a mejorar la biodiversidad
Asimismo, el Parlamento subraya la necesidad de realizar prácticas agrícolas y forestales más sostenibles, lo que incluye instaurar metas vinculantes para reducir el uso de pesticidas en toda la UE.

Situación en España
España es el país de la UE con *mayor superficie terrestre protegida en términos absolutos con 138.000 km2 en 2018*. Casi un 30% de estas áreas están integradas en la red Natura 2000, una red ecológica europea de áreas de conservación de la biodiversidad, según datos de Eurostat.
El 62,7% de las áreas marinas protegidas para la biodiversidad en aguas de la UE se ubicaron alrededor del Reino Unido, Francia y España en 2018, de acuerdo con los datos de Eurostat. Asimismo, un informe del Ministerio de Agricultura y Pesca revela que la superficie terrestre protegida en España en 2017 fue de 16.604.255 hectáreas y la superficie marina protegida total de 8.531.199 hectáreas, alcanzando el 8% de la superficie marina total.
En cuanto a la preservación de las distintas especies, el listado de Especies en Régimen de Protección Especial revela que existe un total de 626 de especies silvestres en régimen de protección especial, 198 especies en peligro de extinción y 139 en situación vulnerable. Además, una primera Orden Ministerial publicada en 2018 declaró en situación crítica siete taxones distintos en España.
El Plan Estratégico del Patrimonio Natural y de la Biodiversidad (PEPNB) desarrollado entre 2011 y 2017 buscaba proteger la naturaleza en España y reducir sus principales amenazas, así como fomentar la integración de la biodiversidad en las políticas sectoriales. Sin embargo, un informe del Ministerio de Agricultura y Pesca sobre el seguimiento de este plan constató que los avances logrados fueron significativos, pero insuficientes.
.

El 85% de las especies terrestres "asfixianda" por el hombre



La huella humana está asfixiando el 85% de las especies terrestres

Fecha de Publicación
: 18/01/2020
Fuente: La Vanguardia (España)
País/Región: Internacional


Un nuevo estudio ha revelado la intensa presión humana a la que están expuestas las 20.529 especies de vertebrados terrestres
La fauna salvaje que habita entre nosotros está cada vez más ahogada bajo la machacadora actividad y expansión de la humanidad. Así lo evidencia un nuevo estudio realizado por investigadores de la Wildlife Conservation Society WCS, la Universidad de Queensland y otros grupos científicos
Utilizando el conjunto de datos más completo sobre la ‘ huella humana ’, que mapea el impacto acumulado de las actividades humanas en la superficie de la tierra, encontraron intensa presión humana sobre las 20.529 especies de vertebrados terrestres.
De esa cifra, alrededor del 85% (17.517 especies) tienen la mitad de sus hábitats expuestos a una intensa presión humana, con un 16% (3.328 especies) totalmente expuestos.
El estudio, publicado en la revista Global Ecology and Conservation, encontró que los vertebrados terrestres amenazados y las especies con poca población están expuestos de manera desproporcionada a la presión humana.
El análisis sugiere que hay 2.478 especies consideradas actualmente como ‘Preocupación menor’ en la Lista Roja de la UICN que tienen porciones considerables de su hábitat expuestas a esta presión, lo que puede indicar su riesgo de disminución.
”Nuestro trabajo muestra que una gran proporción de vertebrados terrestres no tiene dónde esconderse de la presión humana que va desde la agricultura hasta los conglomerados urbanos extremos”, explica Christopher O’Bryan, investigador de la Universidad de Queensland y uno de los autores principales del artículo.
Aunque los hallazgos de este estudio son meramente aleccionadores, los autores aseguran que los resultados tienen el potencial de mejorar cómo se evalúa la vulnerabilidad de las especies con los beneficios posteriores para muchas otras áreas de conservación.
Por ejemplo, los datos pueden ayudar a evaluar los progresos respecto de las Metas de Aichi para 2020, especialmente la Meta 12, que trata de prevenir la extinción, y la Meta 5, que trata de prevenir la pérdida de hábitats naturales.
”Dada la creciente influencia humana en el planeta, el tiempo y el espacio se están agotando para la biodiversidad, y debemos priorizar las acciones contra estas intensas presiones humanas. Usando datos acumulativos de presión humana, podemos identificar áreas que están en mayor riesgo y donde la acción de conservación es necesaria de inmediato para asegurar que la vida silvestre tenga suficiente alcance para persistir”, explica James Watson autor principal del estudio e investigador de la WCS.

¿Que es la huella humana?
La Huella humana analiza el impacto de la población humana (densidad de población, densidad de vivienda), acceso humano (carreteras, ferrocarril), usos de la tierra por parte de los humanos (áreas urbanas, agricultura, silvicultura, minería, grandes embalses) e infraestructura energéticas. Esta huella humana afecta tres cuartas partes del planeta y un 97% de las áreas de mayor riqueza en especies.
.

Seychelles, el paraíso que no quiere turistas en masa



Seychelles no quiere turistas: el plan de la isla para controlar al sector y cuidar del medio ambiente

Fecha de Publicación
: 18/01/2020
Fuente: La Nación (Argentina)
País/Región: Seychelles


A la sombra de unos árboles en la arena de Anse Bazarca, una playa de la isla de Mahé, Nareen, un seychellense de 32 años se sirve un vaso de ron, mientras unos pescados se doran en la parrilla y suena un reggae en la radio. La tradición local obliga a Nareen y a su familia a disfrutar del fin de semana en una de las muchas playas libres de basura que hacen famoso el archipiélago. Únicos turistas a la vista a unos 50 metros de distancia, una pareja juega con sus pies en las aguas del Océano Índico.
" No tenemos turismo de masas en las Seychelles y eso es muy bueno", sonríe sobre un yate de lujo la seychellense, quien trabaja en el sector turístico, el cual contribuye a más del 60% del PBI del único país de África considerado de "alto ingreso" por el Banco Mundial.
 Paraíso del turismo de lujo, las islas recibieron más de 360 mil visitantes en 2018, principalmente europeos, dos veces más que hace diez años, y casi cuatro veces la población del país (95.000 habitantes).
" Más turistas es mejor para la economía, pero eso no es lo único que importa en Seychelles", señala Nareen y resume así los debates que animan a este archipiélago de 115 islas amenazadas por el cambio climático y promotor de un turismo respetuoso con el medio ambiente. Porque si bien Seychelles, golpeada por la crisis financiera de 2008, se recuperó gracias al turismo, el país se cuestiona seriamente sobre el número de visitantes que puede recibir.
A la espera de los resultados de una investigación sobre el asunto, el gobierno decretó en 2015 una moratoria sobre la construcción de grandes hoteles en las tres islas principales, Mahé, Praslin y La Digue, para proteger su medio ambiente y promover establecimientos más pequeños y controlados. En las islas exteriores, las autoridades practican una política bautizada "una isla, un resort".
" La idea es controlar el número de turistas controlando el número de habitaciones de hotel", señaló el ministro de Turismo, Didier Dogley. "Nuestra estimación es que podemos llegar a 500.000 turistas por año", dijo y subrayó que el número actual de habitaciones de hotel es de 6000 y que la construcción de 3000 adicionales está prevista en el marco de proyectos aprobados antes de la entrada en vigor de la moratoria.

Por la ecología
Casi la mitad de los 455 km2 del país está clasificado como zona protegida. La parte protegida de su territorio marino de más de 1,3 millones de km2 alcanzará el 30% en 2020, en el marco de un programa de recompra de deuda pública por organizaciones de defensa del ambiente, contra este compromiso.
Dos sitios naturales son considerados patrimonio mundial de la Unesco, el valle de Mai y sus cocos de mar, así como el atolón de Aldabra y sus tortugas. Y, con pocas excepciones, en las playas hay absoluta quietud. La mayoría de los hoteles están entre la vegetación tropical que parece un jardín del Edén. "Pero todo depende de las normas que se impongan", analiza Nirmal Shah, director ejecutivo de la ONG de defensa del medio ambiente Nature Seychelles, que estimó que en muchos lugares, como en La Digue, ya se llegó a su capacidad máxima.
Según Shah, las Seychelles "no tienen ningún deseo" de ver sus costas llenas de construcciones como en algunos lugares de España. Un domingo de noviembre, en Grand Police, a pocos km al sur de Anse Bazarca, apenas una veintena de turistas comparte una playa de más de 600 metros.
La población se opuso a un proyecto de hotelero, recordando la importancia de la biodiversidad de una zona pantanosa vecina, en medio de la frustración porque grupos de la región del Golfo controlan grandes hoteles en Seychelles.

Turismo
" En relación a nuestra población, el número de turistas es enorme y es difícil absorber la huella de tantos visitantes", opina Shah al destacar que más de un cuarta parte de la mano de obra se importa, principalmente en el turismo y la construcción, en un país que experimenta una situación de pleno empleo.
 Si bien los grandes grupos hoteleros aplican medidas como la reducción del plástico, gestión conjunta de zonas protegidas, ahorro de energía, el impacto de sus hoteles de lujo es importante, los establecimientos más pequeños de Seychelles no siempre tienen los medios para invertir en medidas similares, incluso a pesar de los incentivos del Estado.
"No sabíamos mucho del lado ecológico del turismo en las Seychelles y no es lo que nos motivó a escoger este destino, pero una vez aquí es algo que nos llamó la atención", dijo Romain Tonda, un turista francés de 28 años que visitó la isla de Cousin, una reserva natural. "Se ve que es algo muy importante para los seychelenses", destacó.
.

Deforestación en Amazonía, saldo 2019: aumentó un 85,3%

Deforestación de la Amazonía brasileña aumenta un 85,3% en 2019

Fecha de Publicación
: 18/01/2020
Fuente: InfoBae (Argentina)
País/Región: Brasil


La deforestación en la Amazonía brasileña aumentó un 85,3% en 2019 en relación al año anterior, según datos oficiales preliminares del primer año del gobierno de Jair Bolsonaro.
Según las observaciones por satélite del Instituto de Investigaciones Espaciales (INPE), un organismo público de referencia para medir la deforestación, entre enero y diciembre de 2019 el área con alertas de deforestación fue de 9.166 km2.
Esta cifra es la mayor desde 2015 y casi dobla a la registrada en 2018 (4.946 km2).
Los datos fueron recolectados con ayuda del sistema DETER, basado en alertas de deforestación identificadas por satélite.
Otro sistema utilizado por el INPE, el PRODES, considerado más confiable, pero cuyos datos tardan más en compilarse, mostró a fines de noviembre que la deforestación en la Amazonía brasileña excedió el umbral de 10.000 km2 por primera vez desde 2008, entre agosto de 2018 y julio de 2019, un 43% más en comparación con los 12 meses anteriores.
El año 2019 es el primero en el poder de Jair Bolsonaro, un escéptico del cambio climático, partidario de abrir las áreas protegidas de la rica Amazonía brasileña las actividades extractivistas.
A mediados del año pasado, el mandatario ulraderechista fue blanco de las críticas de parte de la comunidad internacional por el alarmante aumento de los incendios en la Amazonía, atribuidos por los expertos al avance de la deforestación.
El gobierno prepara el envío al Congreso de un proyecto de legalización de la explotación petrolera y gasífera y de construcción de presas hidroeléctricas en tierras indígenas.
.

Blog Archive

Seguir por E-Mail

Temas

Archivo de Blogs