El lago más grande de Colombia en problemas

El lago más grande de Colombia muere lentamente por la contaminación
Fecha de Publicación: 18/08/2017
Fuente: RCN
País/Región: Colombia


La laguna de Tota en Boyacá es considerada el segundo lago navegable más alto de Suramérica, seguido del lago Titicaca en Perú y Bolivia. Es el lago más grande de Colombia que hoy muere lentamente por la contaminación.
El lago se encuentra en jurisdicción de tres municipios de Boyacá: Cuítiva, Tota y Aquitania. Los campesinos cuentan que este ecosistema les da todo para vivir. Es la fuente de desarrollo económico para la región.
La cebolla larga, por ejemplo, se cultiva en la ronda del lago de Tota desde hace más de 100 años y produce más del 50% del total nacional. Adicional, los cultivos de trucha mueven también la economía de miles de familias.
“El lago de Tota nos representa para los aquitanences nuestra cultura, lo es todo. Sin el lago no seríamos lo que somos ahora. Sin el lago no hay agua, ni papa, ni cebolla… nos fregamos”, dijo a RCN Radio Nelsy Sánchez, habitante de la zona.
La Corporación Autónoma Regional de Boyacá (Corpoboyacá) como autoridad ambiental, asegura que los cultivos de cebolla y de trucha tienen en jaque al lago más grande del país por la contaminación.
En el caso de la cebolla, el fertilizante utilizado no es el adecuado. “La agricultura se hace con prácticas indebidas. Los campesinos utilizan la ‘gallinaza cruda’, una mezcla de estiércol más aserrín que sale de los galpones. Esto lo utilizan los campesinos para fertilizar el suelo. No es el mejor de los fertilizantes porque descarga al lago nitrógeno y parte del fósforo contaminándolo y deteriorándolo”, dijo el ingeniero José Ricardo López, director de Corpoboyacá.
La producción de trucha también genera impactos negativos al ambiente porque la comida que se utiliza para alimentarlas, tiene alto contenido de fósforo.
“El alimento de la trucha y las heces genera fósforo, un agente contaminante. El problema del nitrógeno y el fósforo es con esto, proliferen las algas y la maleza”, afirmó.
Y es que este deterioro es visible; el lago ha pasado de tener un extraordinario color azul a un raro color verde.
Otra causa de la contaminación tiene que ver con las aguas residuales que llegan del municipio de Aquitania. La planta de tratamiento no es suficiente y estas aguas sucias también llegan al lago.
Según Germán Bermúdez, director de Medio Ambiente de la Gobernación de Boyacá existen cerca de $5.000 millones para construir una planta de tratamiento de aguas residuales (Petar) para el municipio de Aquitania, pero aún el proyecto no está estructurado y por ende aprobado por el Ministerio de Vivienda.
Entre tanto, Corpoboyacá explicó que ha tomado medidas para evitar o mitigar la contaminación del lago de Tota. Exigió a los piscicultores, por medio de un decreto a principios de este año, captar las heces de las truchas y comprarles alimentos con menor contenido de fósforo.
Esta norma tiene un año de plazo para la implementación (empezó en enero de 2017) y luego de esto, vendrían las sanciones.
En cuanto a los cultivos de cebolla, la autoridad ambiental delimitó la ronda del lago, prohibiendo a los campesinos producirla, pero advierte que no es fácil.
“La Car delimitó la ronda y no se puede cultivar, pero hay que entender que esos cultivos se vienen dando desde hace 100 años y el retiro involucra un conflicto social porque esto no es de dar una orden y ya. Se requiere que converjan todas las autoridades (ministerio de Agricultura, Hacienda) para darles alterativas a los campesinos, proyectos de desarrollo agropecuarios porque no se pueden morir de hambre”, dijo.
En ese sentido, la entidad hace un llamado de urgencia al Instituto Colombiano Agropecuario (ICA) y al Ministerio de Agricultura para que elaboren estrategias y alternativas productivas con los campesinos.
“Que el gobierno nos colabore educando a la gente. No es decirle al campesino que se vaya, porque nosotros los campesinos tenemos derecho al trabajo, a darles educación a nuestros hijos”, pidió también Néstor Suárez, uno de los 12 mil cultivadores de Cebolla en el lago.
RCN Radio conoció que hay más de 2 millones de euros destinados a la recuperación del lago de Tota. Estos dineros provienen de la Agencia de Cooperación Francesa.
El Gobierno, en cabeza del Ministerio de Ambiente, anunció que realiza mesas de trabajo con la comunidad, autoridad ambiental y departamental para llegar a soluciones, pero Carlos Botero, viceministro de Ambiente reconoció que es un trabajo complejo y tomará tiempo resolverlo.
Mientras tanto Corpoboyacá reportó que están retirando la maleza y tienen una red de monitoreo con 22 puntos donde verifican permanentemente la calidad de agua.
.

0 comentarios:

Blog Archive

Seguir por E-Mail

Temas

Archivo de Blogs