Afirman que la vaquita marina podría recuperarse



Un rayo de esperanza para el cetáceo más amenazado del planeta

Fecha de Publicación
: 03/12/2019
Fuente: La Vanguardia (España)
País/Región: México


La especie, que vive en el Golfo de California, contaba con 560 ejemplares en 1997, pero ahora se estima que quedan poco más de una decena de vaquitas
El golfo de California, ubicado al noroeste de México, es el último rincón del planeta en el que sobrevive la vaquita marina (Phocoena sinus), el cetáceo más amenazado del mundo, que cuenta con una población de poco más de una decena de ejemplares.
Esta cifra pone de manifiesto que el futuro de la vaquita no es muy prometedor. Sin embargo, los expertos avistaron el pasado mes de octubre en las aguas del Alto Golfo de California nuevos ejemplares de la especie, entre los cuales había tres hembras acompañadas de sus crías, lo que revela que estos cetáceos siguen reproduciéndose a pesar de las amenazas.
El hecho de que queden tan pocos ejemplares de la especie podría hacerla desaparecer, ya que los que sobrevivan ahora deberán reproducirse entre ellos y, de recuperarse la especie, su variabilidad genética será tan escasa que tendrán problemas para adaptarse a entornos cambiantes.
No obstante, hay casos que demuestran que las especies pueden resurgir de la casi extinción, como ha ocurrido con la población de ballenas jorobadas (Megaptera novaeangliae) del Atlántico Sur, que se ha recuperado del borde de la extinción a la que fue sometida por la captura masiva en el siglo XX.
El avistamiento de crías de vaquita en el Alto Golfo de California pone de relieve la fortaleza de estos cetáceos, pues están siendo capaces de sobrevivir en estas aguas a pesar, incluso, de la pesca ilegal, que se ha ido intensificando desde que las autoridades mexicanas decidieron prohibir en 2015 la pesca de vaquitas y de un pez llamado totoaba, la principal amenaza para estos cetáceos.

Amenaza
La pesca ilegal de totoaba provoca muchas muertes accidentales de vaquitas marinas
La totoaba (Totoaba macdonaldi), también conocida como corvina blanca o cabicucho, es un pez mexicano cuya vejiga natatoria se usa en la medicina tradicional china para aliviar las molestias durante el embarazo o reducir los dolores articulares, entre otros. Esta vejiga se conoce comúnmente como “la cocaína acuática”, ya que en el mercado negro chino puede llegar a venderse a 8.000 dólares el kilo.
El problema está en las redes de pesca empleadas en la captura de este pez, pues la luz de malla de las mismas, es decir, el tamaño de los agujeros de la red, es tan grande como la cabeza de las vaquitas, que pueden quedar atrapadas y morir al topar con una de estas redes pese a no ser el objetivo principal de los pescadores.
En 1997 vivían en la parte del Alto Golfo de California unas 560 vaquitas. Este número se redujo a la mitad en sólo una década y, desde entonces, la población no se ha vuelto a recuperar. En 2015 la especie contaba con una población de un centenar de ejemplares, mientras que en 2017 quedaban menos de cuarenta vaquitas, según un estudio publicado este verano en la revista especializada Royal Society Open Science .
Se han llevado a cabo diferentes iniciativas para la recuperación de la vaquita en el Golfo de California, entre las que destaca el programa internacional de rescate ‘Vaquita CPR’ (Conservación, Protección y Recuperación), que se puso en marcha en 2017 con el objetivo de capturar a las vaquitas y trasladarlas en acuarios y santuarios marinos para asegurar su supervivencia.
Liderada por un grupo de científicos, esta iniciativa tuvo que ser suspendida poco después de su lanzamiento, cuando la primera de las vaquitas capturadas murió durante su traslado a un centro desde el que debía ayudar a salvar de la extinción a su especie.
.

0 comentarios:

Blog Archive

Seguir por E-Mail

Temas

Archivo de Blogs