Tiburones: los atacalon, pero los defienden



Supervivientes de los ataques de tiburón, ahora los defienden

Fecha de Publicación: 28/02/2017
Fuente: EFE
País/Región: Estados Unidos


Los sobrevivientes de ataques de tiburón tienen que lidiar con dolor físico y emocional continuo, pero un grupo de Florida ha dejado de lado las consecuencias de estas trágicas experiencias para luchar por la preservación de sus depredadores.
Los miembros de Shark Attack Survivors for Shark Conservation trabajan en un programa de difusión internacional que permita dar una mayor protección a los santuarios de los tiburones en todo el mundo.
El tiburón “sólo defiende su territorio, el cual los humanos hemos invadido“, asegura en entrevista a Efe Debbie Salamone, víctima de ataque de un tiburón y fundadora de esta organización no lucrativa con sede en Orlando, en el centro de Florida.
Aún así, la mujer, a la que el animal seccionó el tendón de aquiles de su pie derecho, lamentó que las leyes internacionales de protección de los escualos sean muy débiles y pidió legislaciones “más estrictas” para evitar su pesca y comercialización.

Se hizo conservadora marina
Salamone, que cambió su profesión de periodista por la investigación de la preservación marina, recuerda su experiencia traumática cuando fue sacudida “por uno de los depredadores más satanizados de la vida marina“.
En 2004 fue atacada por un tiburón en la costa este de Florida, en el mar de Cabo Cañaveral, cuando “jugueteaba entre las olas” a 15 metros de la orilla.
Entonces un gran pez saltó a su lado, pero inmediatamente se percató del horror que se le avecinaba. “Lo que perseguía a ese pez era un tiburón que empezó a morder mi pie”, relata.
Después de la cirugía y meses de rehabilitación, Salamone sigue preguntándose qué le había sucedido y porqué le había pasado esto a ella, una periodista con experiencia en temas ambientales y una mujer con habilidad para el baile, uno de sus entretenimientos favoritos.

Supervivientes de todo el mundo
No obstante, el dramático suceso se convirtió en un compromiso para luchar por la conservación de los tiburones a través de su organización, que ha reclutado a más sobrevivientes en todo el mundo para ayudar a esta causa.
Uno de ellos es Krishna Thompson, un neoyorquino quien en 2001 peleó para arrancar su cuerpo de las mandíbulas de un tiburón.
El hombre cuenta que su desgracia ocurrió durante la celebración de su décimo aniversario de boda en Bahamas. Después de una noche de festejos, el hombre dejó a su esposa durmiendo en la habitación del hotel y se dio un chapuzón mañanero.
“Eran alrededor de las 10 de la mañana y justo cuando iba entrado apenas al agua vi un tiburón que no me dio pánico, pero el tiburón se fue entre mis piernas“, detalla.
Thompson asegura que en el momento más angustiante pensó en su familia y sacó fuerza para luchar contra el animal, quien ya tenía entre su mandíbula su pierna “entre la rodilla y el tobillo”.
Después de haber sido arrastrado con fuerza hacia el fondo marino, el hombre sacó fuerzas y empezó a “golpear al tiburón en un ojo y en la cabeza como un boxeador”, hasta que lo soltó.
“Había mucha sangre, ya no tenía pierna, (ahí) estaban los huesos de mi tibia y peroné. Estaba totalmente despojado de mi piel y músculo y tejido blando”, explica Thompson, quien se arrastró hasta la playa, donde lo socorrieron.
A pesar de los aterradores ataques y las heridas graves que les quedaron para toda la vida, tanto Salamone como Thompson reconocen que estos depredadores están en peligro, una situación que pone en riesgo el océano y toda su vida marina.

Sopa de aleta de tiburón
Un estudio de la Asociación The Pew Charitable Trust indica que 100 millones de tiburones mueren cada año, principalmente por sus aletas, un ingrediente para preparar la tradicional sopa asiática de aleta de tiburón.
Aproximadamente un tercio de las especies de tiburones, que crecen lentamente y tardan en llegar a la edad madura, se encaminan a la extinción, aseguran.
Por ello, los sobrevivientes de ataques de tiburón demandan la creación urgente de más santuarios para tiburones donde se prohíba la pesca.
Actualmente existen 15 santuarios de tiburones en todo el mundo, que constituyen juntos más de 7 millones de millas cuadradas, aproximadamente del tamaño de América del Sur, pero dichas áreas sólo representan alrededor del 5 % de la superficie marina.
Ahora, después de varias visitas a congresistas, senadores, universidades e instituciones, los sobrevivientes de los ataques de tiburones de varias partes del mundo han aunado esfuerzos en el grupo Pew Environment para restaurar y conservar las poblaciones de tiburones en extinción en el mundo.
.

0 comentarios:

Blog Archive

Seguir por E-Mail

Temas

Archivo de Blogs